8ª de mis básicos en educación

– Cuidado con la atención etc. “me piensan luego existo”

 

      Lo que de manera fundamental necesita cada ser humano es atención y desde muy pequeñitos aprendemos a pedir que nos atiendan para poder comer (“quién no llora no mama”) para sentirnos protegidos, para… todo. No en vano el ser humano es uno de los seres que resulta más inútil en edad temprana, todos hemos visto los documentales en los que un pequeño potro se pone a brincar y trotar al poco de nacer (a un bebé una mano le cuesta entorno a un año) Se supone que es el precio de la evolución, al caminar sobre dos piernas y poder utilizar las manos para otras funciones etc. fuimos ocupando este lugar “destacado”, pero eso conlleva modificaciones en el canal del parto y entonces el cerebro no se desarrolla por completo en la gestación y bueno un montón de cosas varias que no son el tema que nos ocupa, quedémonos con que somos seres muy indefensos de bebés. Todo esto conlleva esa necesidad vital de atención.

      A lo largo de la vida se perpetua esta situación y se convierte en lo que para mí es la mayor necesidad del ser humano, más que el dinero o la salud, los estudios científicos han demostrado que es el amor lo que mejor puede garantizar la felicidad (que es el objeto de vida de casi cada ser humano) es decir, el contacto afectuoso y de cariño con cuantas más personas y eso, es fundamental. Yo he acuñado la frase (teniendo como referencia la de “cogito ergo sum” / “pienso luego existo”) de “me piensan luego existo” para tratar de abarcar en su esencia este complejo tema. También escribí un relato corto (que no voy a reproducir aquí, aunque es corto, excedería el espacio adecuado) en que una mujer profundamente sola se viste de modo estrafalario al salir a la calle para conseguir destacar de algún modo, para llamar la atención y recibir, al menos, alguna mirada (del tipo que sea: pena, mofa, escarnio, asombro, etc.) y sentir que existe (la única manera de sabernos existiendo no es pensándonos a nosotros mismos, sino siendo en otros) Si yo no existo para nadie, si nadie me piensa, si no estoy en la cabeza de otro, si nadie se preocupa por mí… podría existir o ser un simple espejismo, necesitamos ser para alguien para ser.

      Por todo ello es tan normal que la mayor demanda de los hijos a sus padres (o los educandos a sus educadores) sea la de atención. Pero no siempre se consigue llamar la atención de la manera correcta, en muchas ocasiones (sobre todo en las más graves, en las que el educando no ha recibido a penas atención a lo largo de su vida, en las que empieza a dudar de su existencia o en las que ha habido historias de aprendizaje en los que se ha consolidado un estilo de llamar la atención inadecuado debido a que solamente se conseguía esa atención de formas muy extremas) se hace de manera inadecuada y la tarea del educador es conseguir romper este círculo vicioso y que nos se perpetúen estos estilos (se refuerzan indirectamente, pero esto ya lo veremos en el próximo básico) Pero es muy difícil, ya que, por un lado siempre hay chavales que pasan más desapercibidos (decimos sin darnos cuenta, “es que casi no necesitan atención”… y la necesitan igual pero no la demanda de modos exagerados… o al menos sino acaban aprendiendo que deben pasarse al lado de los que “llaman mucho la atención”) y resulta muy difícil evitar poner nuestra atención en aquellas conductas exageradas que, por ser extremas y fuera de lo normal, o por su capacidad de alterar las situaciones o que implican riesgos para la salud (casos aislados espero pero… seguro que se nos pueden ocurrir casos que nos han ocurrido) o etc. pues acabamos prestándoles atención y … manteniendo el círculo vicioso.

             Resumiendo:El tema está presente en nuestro día a día como educadores, a todas horas y se entiende que así sea ya que se entronca con la esencia del ser humano (somos con y en los otros, ninguno somos una isla: en la peli “Un niño grande”, se parte de la tesis contraria, incluso el adulto protagonista llega a decir que le gusta pensar que es Ibiza, pero el niño protagonista parte de la idea que ni siquiera basta con ser dos, dos es un mal número ya que si a uno le pasa algo el otro se queda solo y al final de la peli acaba por concluir que incluso no sólo tres sino que cuantos más mejor) pero debemos esforzarnos por procurar también mucha atención a aquellos que no la demanda de maneras tan evidentes y retirarla de aquellas conductas que no molan y que, al recibir atención, se perpetuan… sí ya sé que es una tarea dificilísima, casi imposible no prestar atención a determinadas cosas y eso, pero además no me conformo con pediros esto, además debemos poco a poco ir consiguiendo (a base de incentivar de mil formas su uso y etc.) que incorporen un repertorio de formas más adecuadas de llamar la atención y abandonen las formas incorrectas.

Anuncios

Acerca de eMe Psicología Positiva

~Luis Felipe Prieto Vara (Psicólogo Social y Positivo) ~Myriam López Martín (Trabajadora Social) Co-desarrolladora en ~~>”La Educación Como Compromiso” FINALISTA del CONCURSO IDEAS+INNOVADORAS (CEEI Valencia y Florida Universitaria) Base teórica: “La Educación Como Compromiso. Mis Básicos de Educación o los doce elementos de la Competencia Educativa” Autor: Luis Felipe Prieto Vara [1ª Presentación pública: enero 2011] Obra inscrita en el Registro General de la Propiedad Intelectual de la Comunidad Valenciana con el nº de asiento 09/2012/30
Esta entrada fue publicada en Base Teórica, Escuela, Familia, General, Ideas, La Educación Como Compromiso, Libros, Proyecto(s), Salud y bienestar, Social y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

10 respuestas a 8ª de mis básicos en educación

  1. Pingback: LIDERAR personas, equipos y a uno mismo (según nuestros “Básicos”: método) | Dos o Más

  2. Pingback: Aquel día… | Dos o Más

  3. Pingback: LIDERAR personas, equipos y a uno mismo (según nuestros Método “12 Básicos”) | eMe Psicología Positiva

  4. Pingback: Escuchando a nuestros hijos (descubrimos algunos “cómos/básicos”) | eMe Psicología Positiva

  5. Pingback: Truco o Trato. Halloween oportunidad educativa | eMe Psicología Positiva

  6. Pingback: Aquel día… | eMe Psicología Positiva

  7. Pingback: 8ª Entrega: B8. Presentación Método 12 Básicos para Educar (SF_Marzo14) | eMe Psicología Positiva

  8. Pingback: Primer #KCHL: Kids Chefs Lab By casaclau (con Método “12 Básicos” para Educar) | eMe Psicología Positiva

  9. Pingback: Algunas notas sobre cómo ejercer la Autoridad con los hijos | eMe Psicología Positiva

  10. Pingback: Liderazgo (y AutoLiderazgo) con los #12Básicos para EducarNOS | eMe Psicología Positiva

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s